¿Cómo elegir el contenedor de basura que necesito?

 

Dependiendo el tipo y la cantidad de residuos que generes, puedes elegir el contenedor de basura que más te convenga. Aquí te compartimos algunas recomendaciones.

Para poder identificar que tipo de contenedor es el adecuado para la cantidad de residuos que genero hay que identificar básicamente tres cosas:

 

  • ¿Cuántos residuos genero al día?
  • ¿Qué tipo de residuos genero?
  • ¿Cuál es la frecuencia de mi servicio de recolección?

 

Pareciera algo muy sencillo, sin embargo, si no se tiene el orden necesario puede convertirse en un problema.

 

Lo primero que se debe hacer es observar nuestros hábitos de consumo; con qué frecuencia, dónde y cómo hacemos nuestras compras. En resumen, “dime qué compras y te diré qué tipo de residuos generas”.

 

Dependiendo de cuál es tu actividad diaria puedes identificar qué tipo de residuos se van a generar; es decir, se tienen que revisar los tipos de productos que se consumen, en cuánto tiempo son consumirlos y cómo vienen empaquetados.

 

Además, resulta necesario saber si se compran productos con múltiples empaques o a granel; si vienen en recipientes grandes o en presentaciones pequeñas, si se adquieren en el super, en tiendas tipo club, en el mercado o en una tiendita. Incluso hay que saber si la comida que se consume es preparada en casa o se compra hecha.

 

Ahora si habitamos y/o trabajamos con más personas, habría que considerar lo anterior para todos.

 

Lo anterior puede dar una idea más clara de si como personas generamos muchos o pocos residuos, si son residuos voluminosos o si son orgánicos o inorgánicos, si se pueden comercializar, si son de manejo especial o peligrosos, y de esto va a depender de qué tipo y tamaño voy a tener que conseguir mi bote de basura o contenedor.

 

Por otra parte, se debe de tener muy bien identificado cada cuanto pasa el camión recolector, si tiene un costo o es gratuito, conocer si en el lugar donde vives y/o trabajas se tiene implementado algún programa de separación de residuos, saber cómo y en dónde se deben poner los residuos para que el camión los pueda recolectar.

 

Ahora bien, si se trata de una empresa o una fábrica en método es un poco similar, aunque aquí involucra conocer la normatividad local (municipal o estatal) por los volúmenes y tipos de residuos que se pueden llegar a generar; en algunos lugares se deben cumplir con permisos y/o licencias gubernamentales, así como obligaciones tales como reportes periódicos de cuanto y adonde se disponen los residuos sólidos.

 

Por último, existen diferentes tipos de contenedores, desde los botes de basura que se usan en casas u oficinas; diversos tipos y tamaños de contenedores tanto de plástico como metálicos, hasta grandes tolvas o incluso compactadores de basura. Y cada uno va de acuerdo con la cantidad y tipo de residuos generados y a la frecuencia del servicio de recolección.

 

Existen empresas especializadas como GISA, que te pueden ayudar a cuantificar e identificar la cantidad de residuos que generas y ofrecerte un contenedor adecuado a tus necesidades, así como el servicio de recolección con la frecuencia correcta para que nunca veas residuos amontonados o fuera del contenedor en tu área de almacenamiento; incluso, puede ofrecerte una solución integral que permita aprovechar aquellos residuos con valor.

 

Recuerda que “el mejor residuo es el que no se genera”, ya que ayudas al medio ambiente e incluso puedes ahorrar dinero si manejas adecuadamente tus residuos; implementa el principio de las 3R´s y sé un consumidor responsable.

 

Autor: Ing. Gabriel Aparicio S.- Gerente de Concesión, GISA.

Tratamiento y valorización de residuos

Compartir:

Biblioteca ingenieros civiles

Suscríbete

Populares